Día 25. 100 días felices

Después de la tormenta siempre llega la calma (y ahora estás cantando Alejandro Sanz, que te veo ;) ) Y el día 25 fue un día feliz. Porque me puse como prioridad, y eso hace que mi vida haga lo mismo. Fue un día feliz porque tuve el tiempo que necesité para equilibrarme, escucharme y

Día 24. 100 días felices

Reiniciando el sistema... Ayer fue un día no muy feliz, si te soy sincera. Hubo momentos felices, como mi meditación y mis procesos matinales. Me hizo feliz que me dio tiempo a hacer unas gestiones. Me hizo feliz mi comida: una pasta fresca del Mercadona, ¡te la recomiendo! Me encantó estar en Vidaes con Majo

Día 23. 100 días felices

¿Ayer fue un día feliz? Ayer lo fue, porque me desperté tranquilamente, y disfruté de mi casa vacía y ordenada. Me da mucha paz que todo esté limpio sin muchas cosas. Me da calma mental :) Luego fui a trabajar y la tarde pasó veloz. Le hice una sesión de Reiki a un amigo y

Día 22. 100 días felices

  ¡Ayer fue un día feliz! Descansé muy bien, y me desperté llena de energía, preparada para disfrutar de cada instante. ¡Y así fue! Así que me fui al trabajo. Había 3 cursos simultáneos, y Vidaes estaba lleno de Vida y de gente deseando vivirla al máximo. Charlé un poco con los profesores y había

Día 21. 100 días felices

¡Feliz día! Sí, lo fue :) A pesar de que no me pude levantar del sillón en toda la mañana. El ajetreo de todas estas semanas hizo que mi cuerpo pidiera un descanso. ¡Y vaya si se lo di! Me permití descansar y descansar y descansar, y por la tarde ya estaba llena de energía

Día 20. 100 días felices

  Ayer no fue un día feliz... ¡Que siiiiii! Ayer fue otro día, feliz, ¡claro que sí! Porque así lo decidí, porque saqué lo mejor del día, porque estoy comprometida a que lo sea. Porque he decidido surfear el contraste y disfrutarlo de la misma forma que disfruto de montarme en una montaña rusa! Seguí

Día 19. 100 días felices

Ayer fue un día feliz. Porque fue mi día libre y todo estaba funcionando a la perfección en Vidaes. Me encanta esa sensación de independencia que siento con respecto a mi trabajo. Sé que puedo cogerme un día libre y todo sigue trabajando con la ayuda de Malena, Majo y los profesores. Porque estuve con

Día 18. 100 días felices

¡¡¡Feliz día, feliz día, feliz día!!! ¿Creías que se habían acabado las sorpresas? ¡Pues no! Ayer fue un día feliz porque pude levantarme un poco más tarde y porque disfruté mucho de mis rutinas de alineamiento. Escribir estos 100 días felices ya son parte de mi rutina, ¡y me encanta! Luego fui al médico esperando

Día 17. 100 días felices

 ¿Día feliz?¡Día feliz!Porque ser feliz es una decisión, y yo ya la he tomado, ¿y tú?Ayer me desperté con mucha energía antes de lo normal, así que tuve más tiempo para meditar y hacer mis procesos de alineamiento y disfrutarlos como me gusta. Recibí una gran guía de mi yo interior que me ayudó

Día 16. 100 días felices

Ayer fue un día... ¡feliz! Y no estuvo exento de contraste... ¡para nada! Las tormentas solares están haciendo de las suyas y tengo medio mundo revolucionao. Pero es pasajero, y sobre todo... ¡es para bien! A pesar de todo, el día tuvo muchos regalos para mi. -Un maravilloso desayuno que me regalé y disfruté al

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies