¡He llegado al día 70!

Y ha sido un día feliz, feliz porque tuve un curso de reflexología con  unas alumnas maravillosas, porque estaba Vidaes hasta arriba con cursos, todas las salas ocupadas y gente feliz de compartir.

Fue un día feliz porque conseguí solucionar mi contraste con la impresora, con la inestimable ayuda de Tinerfe. Ahora tengo una súper impresora nueva que funciona a la perfección. El contraste me hace apreciar las pequeñas cosas 😉

Fue un día feliz porque hubo un ambiente genial en Vidaes, trabajando todos como un equipo y ayudándonos unos a los otros. Estoy muy contenta del ambiente que hemos creado!

Fue un día feliz porque llegué a casa y estaban mis sobrinos, y me dieron abrazos y besos y jugamos mucho hasta que me quedé sin batería y caí rendida en la cama.

¿Y el tuyo?

¡Cuéntanos!

Un abrazo

Alicia

PD: Estoy feliz también porque el lunes comenzamos con el primer paso de Escuela de felicidad.

PD2: Es tu momento!