100 días abundantes. Día 84, 85 y 86

¡Se me acumula el trabajo!

Porque han sido 3 días abundantes de trabajo y actividades nuevas en lugares apasionantes. Y como una imagen vale más que mil palabras, voy a compartiros las imágenes de los momentos más abundantes de estos 3 días.

La primera es mi clase de yoga y estiramientos para el entorno laboral en una multinacional. Vino mucha gente, nos lo pasamos genial, y demostraron como mejoran sus resultados cuando visualizan algo antes de hacerlo.

Después hubo una clase de yoga social, fue muy divertida, ¡y vino mucha gente! Hicimos ejercicios en parejas, en grupo, equilibrios… ¡les encantó!

Tuve la suerte de que compartieran y tradujeran un post mío sobre Trump en un blog que admiro muchísimo. Se llama Manifestinator, y comparte lo último sobre la Ley de Atracción en inglés. Si sabes inglés, te recomiendo que lo sigas, aprenderás muchas cosas interesantes. Lo escribe André Gussekloo, un holandés que decidió salirse de la norma y consiguió convertirse en nómada digital aplicando la Ley de Atracción.

Este fue otro momento abundante de cariño en una risoterapia que hice en una empresa, y se divirtieron tanto que acabaron todos abrazados. Me dijeron que había sido el mejor taller <3

Y esta es del curso de Reiki en una multinacional. 20 personas aprendiendo Reiki (algunos hacían el curso por tercera vez). Fue muy divertido y emocionante.

Y aquí están todos practicando el autotratamiento. Qué ilusión ver las caras de bienestar y relajación al terminar!

Y no tengo fotos de los otros talleres que hicieron los otros profesores, pero fue magnífico como nos coordinamos y lo contentos que quedaron los participantes.

Y recibí este regalazo de la Escuela Madrileña de Salud, Tengo mi diploma de docente de la Escuela. Vidaes está llegando más lejos cada vez!

Y dimos sesiones en la empresa: reiki, reflexología, shiatsu, tailandés, etc. Y yo estuve haciendo estudios del estrés con coherencia cardiaca. Puedo decir que TODOS bajaron sus niveles de estrés en un ejercicio de 5 minutos.

Fuimos a celebrar el exitazo de todas las actividades de la semana a nuestro peruano favorito y me encontré con mi profesora de coaching! Que hacía 5 años que no veía, ¡y me hizo muchísima ilusión!

También celebramos el cumpleaños abundante de mi cuñada, y vi a una amiga que hacía tiempo que no veía…

Y, tras esos días tan abundantes de ajetreo, estoy celebrando el domingo con mi amor en mi hogar holandés. Ahora toca abundancia de descanso y relax

Feliz domingo!

Un abrazo

Alicia

PD: Si te está funcionando este reto tan bien como a mi, debes estar súper abundante ya!

PD2: Qué genial que lo podamos compartir, ¿verdad?

About the autor:

2 Comentarios

  1. Ana 13 mayo, 2018 en 11:59 - Responder

    Genial por todo lo que estáis haciendo más allá de las paredes del centro, está genial que llegueis más lejos, a más gente con estas terapias tan interesantes que tenéis.

  2. Ana días 84-85-86 de abundancia. 13 mayo, 2018 en 12:01 - Responder

    10/05/2018 – 84 días de abundancia. Jueves

    Hoy ha sido un día bien cargado de actividades. Desde por la mañana temprano ya tuvimos abundante movimiento. Me tocaba ir a la revisión de una de mis consultas de embarazo. Tuve la abundante suerte y privilegio de ir en coche con mi marido, que me dejó allí y ya luego una vez que terminé en la consulta decidí ir a visitar a unos amigos nuestros de hace muchos años, y que hacia tiempo que no veía. Estuve con ellos en su casa y nos pusimos al día de muchas cosas que se habían quedado sin contar desde hace tiempo.

    Cuando decidí volver a casa me acompañaron a la estación de metro y en casa me preparé un rico plato de pasta integral con tomate natural y una lata de atún al natural, me supo delicioso el plato.

    Por la tarde fuimos Nando y yo a nuestra primera clase de preparto. Había mucha gente prácticamente en la misma situación que nosotros, aprendimos muchas cosas relacionadas con la respiración, la relajación, etc. Y nos fuimos con deberes por hacer durante la semana.

    Una vez que salimos de allí, fuimos a buscar a mis cuñados, el hermano mayor de Nando y su mujer que han venido a pasar unos días de este finde con nosotros.

    Nos fuimos directamente a cenar a la calle y fuimos al Vips. Pude comer allí mi filete de ternera a la plancha con judías verdes y tomate a la parrilla. Comí de maravilla, y es que todo no es malo en la vida, hay que ver lo positivo de todas las experiencias.

    Una vez llegados a casa, recogimos las cosas y nos acostamos, el abundante cansancio del día se vio reflejado en nuestros rostros, y bien que nos colmamos de descanso durmiendo plácidamente en nuestras camas.

    Hasta mañana.

    11/05/2018 – 85 días de abundancia. Viernes.

    Este día he podido quedarme en la cama un poco más de tiempo, he disfrutado de abundante descanso. Mi cuñada y yo nos pusimos a preparar el desayuno y nos vestimos para irnos a dar un paseo al centro. Pudimos tener la abundante suerte de disponer de sitio libre en los metros, y una vez en el centro hay mucha gente en las calles. No nos impidió llegar a nuestro destino. Nos compramos alguna ropa para estas fechas de calor que se nos aproximan, y que tenemos ya ganas de que lleguen.

    Antes de seguir la ruta de tiendas, nos sentamos a tomar algo y después nos fuimos a buscar a Nando para comer con él. Nos fuimos al Museo del Jamón, que ponen un menú variado y para todos los gustos. Me comí sepia a la plancha con verduras asadas, y mi trozo de pan, disfruté como una niña pequeña con mi plato. Comer saludable sienta de maravilla. 🙂

    Hicimos algo de tiempo yendo a un mercado de ropa hippie y nos compramos cosas para el verano. La verdad que tienen ropa chula.

    Luego nos fuimos a buscar al hermano de Nando a su sitio y de allí nos fuimos a Alcalá de Henares a dar un paseo por la tarde noche, nos gustó el paseo por este pueblo que tanto nos gusta, y a ellos también le gustaron. Esa noche me comí un helado de yogur llaollao con piña, tenía antojo, y es que tampoco creo que sea conveniente privarme de algún que otro capricho que me apetezca aunque me hayan dicho de estar a dieta por la situación actual.

    En resumidas cuentas, un día completo y que el tiempo se ha ido volando, es lo que pasa cuando estamos en buena compañía.

    El cansancio se apoderó de nosotros y caímos en la cama como niños chicos.

    Hasta mañana.

    12/05/2018 – 86 días de abundancia. Sábado.

    Hoy hemos amanecido sin prisas de horas, hemos disfrutado de un abundante descanso en la cama, nos duchamos tranquilamente, Nando pudo también resolver asuntos del trabajo sin tener que ir a la oficina, entre unos y otros le dimos ideas para simplificar el asunto.

    Nos fuimos a comer a un restaurante que servían de manera abundante, yo me pedí un revuelto de ajetes con gambas, menudo plato que pusieron, era abundante y tuve que compartir, ellos pidieron parrillada de carne y también fueron abundantes y de calidad rico todo, la verdad..de postre comí piña natural, me chifla la piña, ¡Qué rica! 🍍🍍🍍

    Tras la comida nos fuimos ya a la estación de trenes porque se tenían que volver ya a su casa. De allí, Nando y yo nos fuimos a hacer nuestras compras del finde, fuimos a buscar la cuna pero tendremos que volver la semana que viene, al parecer hay mucha demanda con esa cuna 🙂, también encontramos por fin el accesorio de baño que estábamos buscando desde hace tiempo. Se van presentando los objetos que he ido visualizando en mi mente durante todo este tiempo.

    Cuando ya por fin llegamos a casa me senté en mi cómoda butaca y al cabo de un rato empecé a sentir a la niña moverse sin parar 🙂👶 qué sensación más chula, de saber que tengo mi criatura ahí dentro con vida, y que ya va quedando mucho menos para verle la carita. Cenamos unas fajitas de pollo, me encanta ese plato mexicano, es sencillo de preparar y muy completo en nutrientes. Y tras la cena nos pudimos a ver películas en la tele, en una ocasión me quedé dormida a base de bien, y me hizo mucha gracia que Ágora viniese a despertarme con un lamido, me gustó mucho, y luego volví a sentir a la niña en mi interior y vi como se movía la barriga como si fuera un flan 🍮🍮

    Cuando ya por fin acabó la película nos fuimos a dormir y descansamos plácidamente hasta el amanecer, sin prisas y sin horario establecido.

    Hasta mañana.

Deje su comentario